Si te sientes insatisfecha tu Autoestima baja y se hace un círculo vicioso, porque éso te hace sentir peor aún. Si quedaste, como todos, entrampada en que recién cuando consigas tus metas serás feliz o te sentirás bien, o sólo cuando “arregles” los problemas que tienes tú estarás bien (ejemplos: cuando cambies de trabajo, cuando hagas una pareja, cuando mejores la relación con tu pareja), tienes como consecuencia que corres detrás de tus objetivos o sólo esperas a que te llegue “lo bueno”, pero mientras tanto la pasas mal: te sientes insatisfecha la mayoría del tiempo, ansiosa por conseguir pronto los resultados, muy frustrada cada vez que algo se complica o se dilata, y cuando llegas a la meta la satisfacción dura poco, tal vez unas horas o días, o cuando lo recuerdas, y no más que eso. Y cuando obtienes lo que buscas desearás algo más y así lo harás por el resto de tu vida. Entonces la mayor parte de tu día está plagado de insatisfacciones.

Seguramente que escuchaste la frase “disfruta del camino”, sin embargo en esta sociedad se fomenta que vivas como lo describí recién: dándole valor a los logros y no dándole importancia a cómo vives para conseguirlos, el precio que pagas es: estar estresada, tensa, por momentos molesta, frustrada, ansiosa, y a veces llegas a enfermarte.

En algunos casos podríamos mirarlo como algo gracioso la paradoja de hacer tanto esfuerzo durante varios días para lograr sólo un rato de bienestar, si lo consigues. Para que me entiendas de qué te hablo te daré un ejemplo: organizas una fiesta o reunión y trabajas como loca para que todo salga perfecto y el día del evento estás tan nerviosa y cansada que no lo puedes disfrutar. Este tipo de situaciones se dan todo el tiempo, si te pararas a observar para qué haces lo que haces, descubrirías que lo más importante sería sentirte bien ahora mismo, además de tener metas o cumplir una tarea.

Para darle humor, si quieres, éste es el enlace de un cuento gracioso de Luis Landrisina, que tiene relación con el absurdo de ambicionar tanto.

Los pasos que puedes dar ahora mismo y cada día para salir de esa insatisfacción:

 

Paso #1-Aprovecha todos los sentidos

La consigna es: pasa de estar ocupada pensando, que es lo típico, a llevar tu atención en sentir, con amabilidad conéctate en sentir tu cuerpo de pies a cabeza: siente tu piel, tus músculos, tu respiración, el movimiento de tu cuerpo, las sensaciones, siente los olores, los sonidos, si hubiera también algún sabor en tu boca, si estás con ojos abiertos observa lo que hay a tu alrededor, sensibilízate a percibir tu entorno, acepta todo sin juzgar ya sean cuestiones agradables o desagradables; céntrate en sentir en vez de estar ocupada en tu mente.

Las situaciones más fáciles para empezar son mientras te duchas y te secas, cuando desayunas, almuerzas o cenas, mientras viajas de un lado a otro, mientras esperas a ser atendida en un banco o en un consultorio médico, cuando te lavas las manos, cuando cocinas, cuando estás con tus hijos (y si son pequeños ellos disfrutarán más de ti con este cambio).

El beneficio de este paso es que disfrutarás más, tendrás más momentos agradables durante el día, descubrirás la belleza que te pasaba desapercibida cuando estabas muy ocupada pensando.

Paso #2-Observa tus pensamientos y emociones

Simultáneamente al paso anterior observa a cierta distancia tus emociones y pensamientos sin identificarte, con las emociones por ejemplo si te aparece un enojo identificarte sería que te enojes, o si es un miedo identificarte sería que te sientas ese miedo, en el caso de los pensamientos no continuar pensando y dejarlos pasar. Tampoco te apegues a lo que te aparezca ya sea de tu gusto o no, sólo observa con una actitud bondadosa, de aceptar todo lo que surge y sin juzgarlo.

Si te enganchas a pensar o una emoción te invade, con suavidad contigo vuelve a poner tu atención en sentir, trátate bien sea lo que sea que puedas hacer con esta práctica, al principio es muy común que cueste más.

Éste es el paso más desafiante de este artículo, necesitarás práctica y posiblemente apoyo para lograr esta propuesta, puedes usar este audio como guía, a medida que más lo apliques más fácil será para ti. Puede interesarte leer mi artículo de consejos para aprender a meditar.

Aunque en un principio no puedas dejar de identificarte o de apegarte, será muy bueno que incorpores la actitud de no juzgar, de aceptar lo que sucede, de abrirte y disponerte bien a lo que pasa, esto no significa que dejarás todo como está, primero lo aceptas y luego podrás cambiarlo si te apetece.

Este paso lo podrás realizar cada vez que no tengas que usar tus pensamientos para algo útil, como organizarte el día, hacer cuentas, estudiar algo teórico, o cualquier otra actividad que requiera tu mente,

Con tiempo de práctica podrás incorporar los pasos 1 y 2 en la mayoría de los momentos durante el día.

Integrar estos 2 pasos a tu vida te dará más serenidad, más alegría, más claridad, más eficiencia en todo lo que hagas, y mejor salud.

Paso #3-Actitudes y pensamientos que te ayuden

Seguramente tu mente condicionada por la educación que recibiste y por las ideas que pululan por todos lados, te lleva a desear todo el tiempo que las cosas sean de una forma determinada, cuando comiences a observarte lo descubrirás más. Por ejemplo hiciste dieta y tu meta era bajar 1 kilo esta semana y si no lo consigues te sientes mal, y seguro que te ha pasado en la semana siguiente bajas más de 1 kilo. Otro ejemplo decides encontrarte con una amiga y ya te anticipaste e imaginaste cuál sería la conversación y tu amiga te cancela el encuentro, es otra frustración.

Mucho de tu malestar cotidiano, y el de todos, es que te anticipas a lo que podría ocurrir y te apegas, deseas que ocurra así, y muchas veces eso no pasa y no puedes adaptarte fácilmente, aceptar lo que sucede y disfrutarlo.

La propuesta es que no te apegues, o intentes no apegarte tanto a lo que esperas, y cuando estés viviéndolo siente sin juzgar, como en el paso #1. Si te descubres frustrada puedes respirar profundo y recordarte que te abres a aceptar lo que sucede y a sentir. Esto te permitirá disfrutar muchísimo más de los momentos de tu día.

Paso #4-Distingue costumbres que puedes cambiar fácilmente

Al prestar atención a cómo estás durante el día podrás descubrir ciertas costumbres que te dan malestar y que son hábitos fáciles de cambiar.

Por ejemplo te tensionas camino a tu trabajo porque sales con el tiempo justo y si surge algún inconveniente te pones nerviosa; el cambio podría ser que salgas un rato antes y así evitar este estrés.

Almuerzas sin disfrutar la comida porque estás pensando en otra cosa, entonces puedes abocarte a saborear la comida y si necesitas pensar hacerlo en otro momento.

Cuando te sientas no te fijas cómo lo haces y luego quedas con tensiones musculares, si te tomas un momento para acomodarte bien evitarás esas tensiones.

Te preocupa olvidarte de hacer una tarea del día, puedes usar mensajes que te avisen así disfrutas el presente más tranquila.

Aunque ahora te parezca que no es así descubrirás montones de estas escenas durante tu día, cuando las cambies estarás reemplazando malestar por bienestar, estarás ocupándote de hacer tu día más grato y te brindará alegría y serenidad.

Paso #5-Descubre tus temas importantes

Cuando estás en contacto contigo puedes detectar las emociones y/o pensamientos que tienen mucha intensidad o que se repiten una y otra vez, que “te toman”, con las que sufres, en estos casos será de gran ayuda que hagas con esos temas un proceso profundo de transformación, para que se reduzcan y te sientas mejor.

La insatisfacción cotidiana está alimentada de moldes donde vives, como la gran mayoría, a contrapelo de lo que sucede, y eso genera mucha frustración, ansiedad, fastidio, bajones de ánimo, desvitalización, cansancio, insomnio, y muchas enfermedades más leves o más importantes.

Si implementas estos pasos que ya mismo puedes aplicar, cuantas más veces al día lo hagas te sentirás mejor, estarás más amigada con tu vida, mucho más satisfecha y atraerás nuevas y mejores oportunidades.

Que le des un giro a tu vida para vivir con más satisfacción es uno de los ítems que forman tu Autoestima, ya que estarás alimentando la aceptación, la actitud bondadosa, el disfrute, el cuidado de ti, dándote el tiempo y la dedicación que mereces y que fortalecerá tu Autoestima.

Si te gustó este artículo compártelo en las redes con tus amigas y familia, hay botones al principio y al pie.
Por favor cuéntame tus experiencias con este tema, y si tienes dudas será para mi un gusto aclarártelas, puedes hacerlo al pie de este artículo. Recuerda que también ayudarás a otras con tus comentarios.
Si necesitas ayuda personalizada para elevar profundamente tu Autoestima consulta los detalles de mi Programa de Autoestima Espiritual.

——-

¿Te gustó este artículo? No te pierdas la próxima edición del boletín semanal gratis “Espiritualidad Práctica para aumentar tu Autoestima con más de estos. Sólo tienes que suscribirte aquí:

——-

——-

María KellerMaría Keller Sarmiento, Mentora y Transformadora Espiritual.

Se dedica a ayudar a las mujeres a hacer una transformación profunda para aumentar su Autoestima, liberar el origen del sufrimiento que daña la Autoestima e integrar la espiritualidad en la vida cotidiana.

10 Responses to 5 pasos para salir de tu Insatisfacción ahora mismo
  1. Hola María,este año la primavera me resulta más verde ymás hermosa que otros años.Abrazo.

  2. Me enfoco en las cosas que me gustan.Abrazo.

  3. Me encanto el articulo, muchisimas gracias por compartir, de manera que podamos crecer mentalmente, no estar contrariadas con lo cotidiano, sino aprender a disfrutar cada momento.

  4. Me encantó tu artículo. Realmente cuando nos dejamos llevar por nuestros pensamientos terminamos frustradas y con ansiedades.

    • Hola Giselle! Si es muy bueno revisar el tipo de pensamientos que te llevan a estar frustrada y con ansiedad, hay pensamientos que son buenos y amorosos.
      Muchas gracias por tu comentario. Que tengas una linda semana! Con amor. María

  5. Gracias, todo lo que transmites me resulta benéfico. A veces no me doy la oportunidad de revisar con frecuencia los e-mails, cuando lo hago me encanta encontrar algo tuyo. Sé que es el momento que necesito apoyo y lo encuentro en tus artículos.
    Bendiciones.


[top]

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sólo tienes que registrarte aquí y cada semana recibirás mis recomendaciones, orientación y promociones totalmente gratis!.
 
 
Al igual que a ti, no me gusta el SPAM. Respeto tu privacidad al 100% y puedes desuscribirte si no te interesa lo que comparto contigo.